Los demonios tengu

Habitan los bosques, tienen mal carácter y son excelentes guerreros dotados de poderes sobrenaturales

Los tengu son unos de los seres más populares de la mitología japonesa.

Pertenecen a la familia de los yōkai (criaturas sobrenaturales) y suelen definirse como demonios o semidioses.

Forman parte de las creencias tanto budistas como sintoistas y son el símbolo tanto de los monjes ascetas yamabushi (de quienes se dice que tienen poderes sobrenaturales) como de los extranjeros.

¿Qué son los tengu?

Tengu (天狗) es un demonio del folclore japonés que, en ocasiones, presenta aspecto zoomórfico (de animal).

Tiene nariz larga y piel roja, aunque también puede verse con alas y pico de cuervo.

Los Tengu son quizás los personajes mitológicos más inquietantes de la tradición japonesa, tanto por su aspecto como por su origen, no del todo claro.

Suele representar a los yamabushi, ascetas que dominan una disciplina ascética rigurosa en las montañas y han adquirido por ello un poder mágico y espiritual.

Mi interés por estos seres proviene de una vieja serie de anime.

Origen de los tengu

La existencia de estos demonios en la mitología tiene su origen en el siglo VII, cuando eran conocidos como famosos enemigos del budismo y como asesinos de la vanidad, inmersos en cientos de historias sobre reencarnaciones de monjes arrogantes.

Según la tradición, estos seres nacen de un enorme huevo y viven en los árboles de las zonas de montaña, sobre todo en las copas de los pinos y los sugis.

La principal ubicación en la que se cree que habitan es Kurama, un pequeño pueblo al norte de Kioto.

En concreto, a los «Kurama Tengu», que es como se conoce a los que supuestamente viven en esta zona, se les conoce también como «tengu yamabushi» por su relación con los legendarios monjes ascetas.

Tengu de Kurama (Kioto, Japón)

Los monjes yamabushi

Antiguamente, a los monjes yamabushi (山伏, «guerreros de las montañas»), se les atribuían poderes místicos, como la magia (kobudera), y el curanderismo, así como técnicas ancestrales de meditación, conjuros y hechicería.

Estos monjes habitaban las montañas llevando una vida ascética como ermitaños.

Algunos monjes yamabushi llegaron incluso a automomificarse gracias a la profunda meditación.

Según las creencias shintō, los bosques y montañas son habitados por espíritus que provienen de otras existencias y, de forma sutil, viven en los árboles.

Ruta Dewa Sanzan: monte Yudono o Yudonosan. Monje asceta Yamabushi en peregrinación.
Monje yamabushi en el monte Yudono. Foto: tohokudiary.blog.jp

Pues bien, los yamabushi eran mediums entre estos seres y nuestro mundo, y precisamente, gracias a los relatos de  sus visiones, es como llegó a conocerse que tenían forma humana, rostro colérico y enorme nariz.

Origen y simbología de los tengu

Como la mitología japonesa es confusa y llena de versiones (al igual que sucede en otras mitologías) no es fácil saber de dónde provienen estos seres, pero parece ser que descienden del dios de la tormenta, hermano de la todopoderosa Amaterasu, la diosa Sol.

Dado su aspecto enrojecido y su enorme nariz, a veces se utiliza su imagen como símbolo de extranjero, aunque también representa las artes marciales (como en el caso de la escuela Tenshin Shoden Katori Shinto Ryu), ya que se les atribuye un pasado como feroces guerreros.

De hecho, la labor principal de estos demonios era salvar a los guerreros de catástrofes, o ayudarlos en los combates, así como transmitir las artes marciales a las personas e iniciarlas en ellas.

Shinji Shibusawa, maestro de la escuela Fuma Ryu contaba que estos seres son protectores del ninjutsu (también llamado shinobi-jutsu), el «arte del espía,» de los ancestrales guerreros ninja japoneses del siglo XII.

Dibujo publicitario de un tengu en un edificio del monte Koya (Wakayama, Japón)
Imagen del Monte Koyasan

Clasificación

Dentro de la mitología japonesa, los tengu están incluidos en el panteón de las divinidades menores (el equivalente griego serían los semidioses y los héroes) y hay dos tipos:

  • Ō Tengu (大天狗): «Gran Tengu», de aspecto humano y, generalmente, con una expresión feroz y amenazante, que presenta una gran nariz que representa el orgullo y la arrogancia.
    Tiene un abanico de plumas y viste en ocasiones una capa roja.
    Se les presenta vestidos como si fueran yamabushis, y con alas de águila.
    Son jefes de un pequeño ejército de karasu tengus.
  • Karasu Tengu (烏天狗): «Tengu Cuervo».
    Son más pequeños que los anteriores, con cabeza de cuervo y con pies y manos en forma de garra. También alados.
    Se encargan , entre otras cosas, de entregar los mensajes de sus jefes, los Ō Tengu.

Símbolos relacionados con los tengu

Entre los objetos a menudo asociados a estos seres mitológicos se encuentran:

  • los shakujo, unos báculos en forma de anillo usados para la magia y combate físico
  • las sandalias geta de un solo diente
  • el tokin, un sombrero de aspecto chino
  • el abanico o hauchiwa, fabricado con hojas de Aralia Japonesa o con plumas y que se dice que tiene el poder de crear grandes ráfagas de viento.

Folclore y cuentos tradicionales sobre los tengu

Estos seres mitológicos aparecen en numerosas leyendas y cuentos del folclore japonés.

Generalmente se trata de historias con enseñanza para niños en las que estos seres suelen ser un poco estúpidos y los humanos acaban engañándoles.

Éstos son algunos de los cuentos en los que aparecen:

«La capa magica del tengu» (天狗の隠れみの, Tengu No Kakuremino)

Un tengu ofrece a un niño su capa mágica de invisibilidad a cambio de una vara de bambú por la que el niño asegura que se ven lugares lejanos.

El niño aprovecha la capa de invisibilidad para hacer travesuras.

Existe otra versión del cuento en que es un hombre feo el que engaña al tengu para quedarse con su capa mágica.

Al final la criatura recupera su capa mediante una apuesta y castiga al hombre convirtiéndole en lobo.

«El tengu y el leñador» (きこりと天狗, Kikori To Tengu)

Un tengu se acerca a un leñador para jactarse de sus habilidades sobrenaturales.

El leñador decide enseñarle su fuerza y para ello parte un trozo de madera con su hacha.

Una astilla golpea la enorme nariz del demonio, que huye aterrorizado y gritando que los humanos son seres peligrosos que no reparan en las consecuencias de sus acciones.

«El abanico del tengu» (天狗の羽団扇, Tengu no Hauchiwa)

Un ladrón consigue un abanico mágico de un tengu. Dicho abanico puede hacer crecer o disminuir la nariz de una persona.

El ladrón usa el abanico para hacer crecer la nariz de la hija de un hombre rico.

Después, le propone devolver la nariz de la chica al tamaño normal si a cambio le permite casarse con ella.

Un tiempo después, accidentalmente hace que su propia nariz crezca hasta el cielo, consiguiendo sentir el dolor que provocó en la chica.

«La calabaza del tengu» (天狗の瓢箪, Tengu no Hyōtan)

Un tengu pregunta a un jugador y apostador qué es lo que más teme.

El tahúr le miente diciendo que le aterra el oro y el mochi.

El demonio decide atormentar al jugador y provoca que llueva oro y mochi del cielo.

Pero el jugador se siente feliz por ello, espantando a la criatura, quien olvida su calabaza mágica en su huída.

En el manga y el anime

Las leyendas japonesas sobre los tengu han llegado hasta nuestros días pasando a formar parte de la cultura manga y anime japonesa, famosa en todo el mundo.

Tengu (juego de mesa de Synergic Games)
Tengu (juego de mesa de Synergic Games)

En el manga y el anime Karasu Tengu Kabuto (el título completo de la serie era «Karasu Tengu Kabuto«, 鴉天狗カブト), creada por Buichi Terasawa, uno de los personajes es precisamente un guerrero Tengu.

Aquí puedes ver la introducción:

YouTube video

En esa serie de anime, un guerrero luchaba contra las fuerzas del mal acompañado de cuatro fuerzas protectoras.

Uno de esos protectores era Genbu del Norte, un espíritu guerrero Tengu. Su aspecto era el de un extraño ser de madera, de enorme estatura, con la cara de color rojo y una enorme nariz.

A lo largo de los siguientes años, pude ver que el personaje Tengu no era una creación de la serie, sino que, de alguna manera, formaba parte de la mitología japonesa o, al menos, de la cultura popular de ese país.

De hecho, me encontré numerosas máscaras tengu por todo Japón en los primeros viajes.

De ahí viene mi interés por los Tengu.

En la obra de manga Yuragisō No Yūnasan, la Gran tengu Karura Hiogi ataca la posada en la que viven los protagonistas junto con su amiga Matora Mikogami, de naturaleza humana y Nue.

En el manga Mahō Shōjo Site uno de los administradores del Mahō Shōjo Site va vestido con una mascara de tengu.

Los tengu en los videojuegos

Los videojuegos son también una importante fuente de difusión de estos seres mitológicos.

En Megaman 8 y Mega Man & Bass aparece como jefe final de un nivel Tengu Man, un robot con la apariencia de un tengu. También aparece en Mutants: genetic gladiators como un mutante de larga nariz y vestimenta similar.

En la saga de videojuegos Tōhō Project aparecen 3 de estos seres. Dos de ellos (Aya Shameimaru y Hatate Himekaidō) son cuervos tengu, mientras que Momiji Inubashiri es una loba blanca tengu.

En el videojuego Sekiro: Shadows Die Twice (From Software) hay un personaje llamado Tengu que viste una máscara de madera roja con una larga nariz y un traje con aspecto de plumas de pájaro.

Resulta curioso que Pokemon Shiftry está basado en un tengu como puede verse en su nariz, los abanicos (que son hojas) y las sandalias geta de un solo diente.

Pokemon Shiftry

Dónde ver a los tengu en Japón

Como ya dije antes, estos  los personajes más importantes de la mitología japonesa.

Por ello, gozan de una gran presencia en forma de esculturas y grabados en los lugares de culto religioso (principalmente en todos los lugares consagrados por los yamabushi), pero también en forma de representaciones teatrales y en festivales o «matsuri«.

Famosos lugares de culto a los tengu

Como es de esperar, son decenas (quizás cientos) los lugares en los que se pueden encontrar lugares consagrados a los tengu o con estatuas de tengu.

Y también son muchas las listas que se han confeccionado a lo largo de los siglos, intentando reunir los tengu más importantes.

En el siglo XVII el filósofo Hayashi Razan afirmó que los tres tengu más importantes de Japón son:

  • Sōjōbō de Kurama (Kioto)
  • Tarōbō de Atago (Kioto)
  • Jirōbō de las montañas Hira (Shiga)

En el siglo XVIII se publicó otra lista llamada Tengu Meigikou con los 17 más importantes.

Y en el período Edo, otra lista llamada Tengu Tate (天狗経) reunía hasta 48 tengu.

En la actualidad la lista más popular es la de estos 8 tengu famosos:

Sōjōbō (Monte Kurama, Kioto)

Sōjōbō (僧正坊) es un tengu particularmente famoso e importante, por lo que es también conocido como Rey de los Tengu.

Según la leyenda, éste fue el que enseñó a Minamoto No Yoshitsune a manejar la espada.

Hay otra leyenda que dice que también enseñó artes marciales a Morihei Ueshiba, fundador del Aikido.

¿Sabías que…?

Existe un libro llamado Tengu Geijutsuron (天狗芸術論, «El sermón del demonio sobre las artes marciales») escrito por Issai Chozanshi, un samurai del siglo XVIII.

Es una colección de parábolas presentadas como la historia de un espadachín que conversa con un tengu sobre la filosofía de las artes marciales en el monte Kurama.

Tarōbō (Monte Atago, Kioto)

El tengu Tarōbō (太郎坊) está considerado el representante de todos ellos en Japón.

Santuario Tarobogu. Monte Atago (Kioto)

Protege el santuario de Atago, dedicado a la deidad Izanagi, una de las principales del sintoísmo. Una tarea que, según la leyenda, le asignó Buda hace unos 3.000 años.

Su nombre deriva del que originalmente recibió (Tarōshōbō, 太郎焼亡) tras un incendio declarado en Kioto en el año 1.177 y que se dijo que fue obra suya. Por ese motivo, se conoce a ese incendio como el Fuego Tarō.

Jirōbō (Montañas Hira, Shiga)

El tengu Jirōbō (治朗坊) se dice que era tan fuerte como Tarōbō.

Aparece mencionado en algunos cuentos violentos de finales del período Heian, atacando a un dragón y arrojando a un monje a una cueva en la que vivía un dragón.

Originalmente vivía en el monte Hiei pero posteriormente se mudó a las montañas Hira, una cadena montañosa al oeste del lago Biwa en el límite de la prefectura de Shiga y la prefectura de Kioto.

Ōyamahōkibō (Sagami)

Jirōbō no es el único tengu que se mudó de residencia. También Ōyamahōkibō (大山伯耆坊), que vivía en la montaña Houki Daisen (en Tottori) y que se mudó a la montaña Soushu Ooyama (en Sagami) cuando su anterior residente, Sagamibō, se mudó a Shiramine (en Kagawa, Shikoku) para consolar el espíritu del emperador Sūtokujōkō.

Sagamibō (Shiramine)

Como acabo de explicar, el tengu Sagamibō (相模坊) se mudó a Shiramine (en Shikoku) para consolar el espíritu del emperador Sūtokujōkō por toda la eternidad.

Tengu Sagamibō en Shiramine (Shikoku)

El emperador murió después de ocho años de exilio en Shikoku, con el deseo incumplido de regresar a Kioto.

Saburō (Izuna)

La leyenda dice que el tengu Saburō está orgulloso de tener más aprendices que la mayoría de tengus.

Y no es de extrañar, pues se le atribuyen algunos grandes milagros.

Por ejemplo, en una ocasión en que todo Japón sufrió una mala cosecha, este tengu salvó muchas vidas al distribuir la mágica arena de la cima de la montaña Izuna (llamada iizuna 飯砂, una especie de maná similar al arroz integral).

Por ese motivo, Saburō es también conocido como Izuna Gongen (飯縄権現).

Por cierto, un claro ejemplo de sincretismo religioso puede verse en las imágenes de este demonio, habitualmente representado montando un zorro blanco. Recordemos que los tengu son de origen budista y que las deidades zorro procedentes de la creencia sintoísta.

Buzenbō (Hikozan)

El tengu Buzenbō (豊前坊) habita en el pequeño santuario Buzenbo, ubicado en la falda noreste del monte Hiko (o Hikozan, 英彦山), en la frontera entre las prefecturas de Fukuoka y Ōita, en la isla de Kyūshū.

Se le conoce como el teniente general de los tengu de Kyūshū.

Él se encarga de mantener un registro de quién es malo y quién es amable, enviando a uno de sus tengu para que golpee a las personas que son arrogantes y codiciosas.

Pero no te preocupes. Si adoras a los tengu yokai, harán realidad tus sueños.

Zenki (Monte Ōmine, Nara)

Zenki (前鬼) y Goki (後鬼) eran una pareja casada de oni (demonios) que dedicaban su vida a hacer todo tipo de cosas malvadas.

Sus nombres en japonés incluyen el carácter 鬼, que significa «demonio».

Tras obligar al fundador del Shugendō, En No Ozuno, a esconder a uno de sus hijos en una olla de hierro para evitar que los demonios le causaran algún daño, los demonios entendieron la tristeza de los padres a cuyos hijos habían matado.

A partir de entonces, se dedicaron a proteger a En No Ozuno, y Zenki más tarde se convirtió en tengu.

¿Nuestros tengu favoritos?

Si tenemos que elegir nuestros tengu preferidos, sin duda uno de ellos es el del monte Kurama, ya que se trata de un pueblo pintoresco, muy fácil de visitar, pues se encuentra muy cerca de Kioto.

Además allí se celebra cada año en octubre un festival de fuego espectacular: el Kurama No Hi Matsuri.

Celebración final en el santuario Yuki durante el Festival del Fuego de Kurama (Kurama No Hi Matsuri)

En Kurama verás una enorme cabeza de tengu, situada al lado de la estación de tren, que recuerda la importancia de este pueblo en la mitología japonesa.

Al lado de una enorme máscara de Tengu de Kurama (Kioto, Japón)

  Japan Gourmet Pass y Japón Secreto

Otro lugar que también destacamos es el templo del monte Takao de Tokio, otro lugar muy sencillo de visitar y en el que la naturaleza se mezcla de manera pintoresca con el fabuloso templo situado en lo alto.

Allí puedes ver dos estatuas de tengu delante de la sala Izuna Gongendo.

Estatuas de O tengu y Karasu Tengu en el Templo Yakuoin. Monte Takao o Takaosan en Tokio. Otoño. Momiji.
Estatuas de tengu en el templo del monte Takao de Tokio.

Tengu en los festivales japoneses

Además de los templos y santuarios de Japón en los que se supone que residen los tengu (y en los cuales pueden verse estatuas e imágenes de ellos), existen algunos festivales (o «matsuri«) en los que es posible ver representaciones de ellos.

Si tienes la suerte de que se celebre alguno de estos festivales durante tu estancia en Japón, no desaproveches la oportunidad de incluirlo en tus planes.

El festival de Shimokitazawa (Tokio)

El famoso barrio de Shimokitazawa (en Tokio) celebra cada año el Shimokita Tengu Matsuri (しもきた天狗まつり, «Festival de los tengu de Shimokita«), con motivo de la festividad del Setsubun.

El evento más importante es un desfile organizado por el templo Shinryuji, no muy lejos de la estación de Shimokitazawa.

La leyenda dice que la deidad budista Doryosatta se convirtió en uno de esos demonios para proteger ese templo.

Festival de Numata (Gunma)

Se celebra a principios de agosto en la ciudad de Numata (prefectura de Gunma).

Dicha ciudad está situada el monte Kashōzan, conocido por habitar en él uno de estos seres.

Durante el desfile principal puede verse un enorme mikoshi (altar portátil) con forma de cabeza de tengu.

Ese mikoshi gigante solo pueden llevarlo a hombros las mujeres, pues se dice que favorece el embarazo y los partos.

Es tan grande que suelen llevarlo más de 200 mujeres.

Festival tengu de Ōsaka

Los orígenes de este festival se remontan al período Edo.

Se celebra en Ōsaka en octubre.

Se dice que si una mujer es golpeada por el tengu, tendrá buenos hijos que crecerán fuertes y sabios.

Festival Donki (Toyokawa)

El Donki Matsuri (どんき祭り) es un festival celebrado en la ciudad de Toyokawa (豊川市), en la prefectura de Aichi, el tercer domingo del mes de diciembre.

Se trata de un extraño festival en el que un zorro, un tengu rojo y un tengu azul persiguen a mujeres y niños con un donki (鈍器), un palo impregnado con pintura.

A los niños que atrapan les pintan la cara y las manos con pintura roja.

Aunque se llevan el susto de ser atrapados, se dice que acabar con la cara pintada con Benigara trae buena salud para el año que ya llega.

Festivales de Furubira (Hokkaidō)

En la ciudad de Furubira se celebran cada año dos festivales sobre los tengu: en verano y en otoño.

En ambos la celebración termina con uno de estos demonios caminando sobre una hoguera.

El festival de Otaru (Hokkaidō)

Hay un monte llamado Tengu en Otaru (isla de Hokkaidō), considerado uno de los tres lugares de vista nocturna más hermosos de Hokkaidō.

Con ese nombre, sobra decir que allí se celebra un festival sobre los tengu aunque no está claro que allí viva una de esas criaturas.

Hay una leyenda que asegura que sí, pero también hay quien dice que ese monte se llama así por tener forma de cara de tengu e incluso otras personas afirman que el nombre se lo pusieron quienes se mudaron desde Tōhoku y vieron en él un parecido con el monte del mismo nombre en dicha región.

Libros sobre los tengu

Si deseas profundizar en el mundo de los tengu y del resto de yokai japoneses, existe un libro excelente en español.

Se trata de «Yokai Attack!«, escrito por Matt Alt y Hiroko Yoda.

Puedes verlo y comprarlo aquí al mejor precio y recibirlo cómodamente en casa:

Comprar libro «Yokai Attack!»

El misterioso mundo de los yōkai

Los tengu forman parte de lo que en Japón se conoce como yōkai, es decir, criaturas sobrenaturales.

Puedes conocer todos los detalles sobre los yōkai en este artículo:

Guía de los yōkai: seres extraños y sobrenaturales

Cultura japonesa

¿Te atrae la exótica y desconocida cultura de Japón?

No te pierdas nuestra sección especial:

Cultura japonesa: tradiciones, costumbres sociales, rituales y sociedad


Fuentes de información:

Artículo publicado originariamente en nuestro anterior blog el 21 de julio de 2010. Actualizado y ampliado posteriormente para incluirlo en este blog.

Agradecimientos a Synergic Games por permitirnos utilizar la imagen de uno de sus juegos de mesa.

¿Te ha gustado este artículo?

Puedes apoyar nuestro trabajo con café:

¿Nos invitas a un café?

Muchas gracias por tu apoyo. Significa mucho para nosotros.

café

Ahorra en tu viaje a Japón con todo esto:

Artículos relacionados

Javi
Javihttps://japon-secreto.com
Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales, soy blogger desde el año 2002. Me gusta mucho Japón y por eso exploro en profundidad tanto su geografía como su cultura. En Japón Secreto intento transmitir mi pasión por Japón y conseguir que más gente descubra todo lo que este país atesora y que he descubierto junto con Pilar a lo largo de 17 viajes al País del Sol Naciente. Hay mucho Japón por descubrir y quiero mostrarlo.

¿Desactualizado o insuficiente?

Nos esforzamos por ofrecer siempre la información más exacta y actualizada, pero debes comprender que somos humanos y a veces cometemos errores.

Si ves aquí algo que no funciona, que está desactualizado o te gustaría obtener más información, contacta con nosotros.

Planifica tu viaje a Japón con nuestra información y comparte nuestros artículos con tus amigos y conocidos.
De ese modo nos ayudarás mucho a seguir funcionando.

¡Muchas gracias por tu apoyo!

Novedades

Día de Showa

Déjanos un comentario

2 COMENTARIOS

¡Déjanos aquí tus preguntas o comentarios!

¡Déjanos tu comentario!
Introduce tu nombre

Japón Secreto en tu teléfono

Viajes organizados a Japón

Viajar a Japón

Encuentra tu vuelo a Japón

Traslados desde aeropuertos

Itinerario esencial: dos semanas por Japón

¡Reserva ya tus alojamientos en Japón!

Date prisa antes de que se llenen:

Alojamientos en Japón

 

¡No olvides esto en tu maleta!

Suscríbete al boletín de Japón Secreto